Alejo Sanchez Cano / Diario Imagen

 

Apropósito de divisiones, donde los habitantes andan divididos es por los rumbos del sur del Distrito Federal, pero no crea que la división es entre vecinos, no, es de éstos contra los abusos de poder de las autoridades que encabeza la jefa delegacional Maricela Conteras Julián.

 

Y es que los vecinos han denunciado probables delitos que la autoridad de esa demarcación cometió, al permitir la instalación de oficinas de la Dirección General de Administración de la delegación en una zona protegida (calle Calvario 61).

 

Obvio, las protestas no se hicieron esperar ante ésta y otras anomalías cometidas, como es el supuesto de que para ello se utilizó un certificado de uso de suelo que, por la zonificación, sólo avala un centro de procesamiento de datos, “pero en realidad el uso es distinto, como lo afirma la Procuraduría Ambiental y de Ordenamiento Territorial”. Y, lo peor, no cuenta con lugares de estacionamiento, por lo que ya se han de imaginar los problemas de tráfico vehicular que se arma en los alrededores, sobre todo porque ningún empleado quiere dejar su auto a más de 20 pasos de su oficina.

 

Por lo pronto, la comunidad tlalpense está convocando a un foro (el miércoles 27 de noviembre en la casa de cultura de la UAEM en Triunfo de la Libertad, entre Congreso y Juárez, Centro de Tlalpan) para unirse y revertir los abusos de poder que a la vista de todos está cometiendo el equipo de Maricela Conteras.

 

Para ello, contarán con especialistas en materia de Desarrollo Urbano en el Distrito Federal; Conservación Patrimonial y su Legalidad; Usos de Suelo Delegacional y Perspectivas sobre la Conservación Patrimonial del Centro Histórico de Tlalpan. Que conste, las oficinas aludidas es lo que hoy une a los vecinos contra las autoridades delegacionales, pero de que hay muchas otras tropelías, las hay.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *