Un litro de aceite contamina cerca de 10 mil litros de agua

Mientras tú disfrutas de tu comida, el aceite que utilizaste para cocinar recorre las tuberías hasta terminar en un río, donde se juntará con otros residuos grasos y otros millones de toneladas de aceite que se consumen cada día, el cual no permite la oxigenación del agua, ni la entrada de los rayos del sol, los peces pronto comenzarán a morir.

El residuo de aceite usado en la cocina es uno de los más grave factores de contaminación del agua, ya que es capaz de crear una capa, que es difícil de eliminar, por encima del agua, lo que dificulta el paso de oxígeno y puede matar a los seres vivos de los ríos.

Un litro de aceite puede contaminar hasta mil litros de agua, lo que representa la cantidad de agua que toma una persona promedio durante un año. Dependiendo el tipo de aceite el potencial contaminante puede aumentar y llegar a ser de 1 a 10 mil, es decir, un litro de aceite podría contaminar 10 mil litros de agua.

De igual forma, tirar el aceite en las coladeras provoca la obstrucción de las tuberías, ya que la grasa al enfriarse se adhiere a las paredes del alcantarillado y actúa como un imán para otros residuos, formando un tapón que impide que el agua fluya libremente.

El aceite comestible, con el tratamiento adecuado, puede convertirse en jabón,
fertilizantes y hasta combustible para vehículos diesel.

¿Cómo desechar el aceite correctamente?

¿Sabías que?

Lo mejor que podemos hacer es:
1 .- Revisar siempre si el aceite puede volver a usarse.
2 .- Esperar que el Aceite usado se enfríe.
3 .- Colocar el aceite de desperdicio en una botella de plástico.
4 .- Cerrarla y colocarla luego en la basura normal, al ser un material biodegradable acabará siendo pasto de microorganismos que lo integren en el ciclo natural.

Otra opción es reciclar el aceite y evitar tirarlo…

Existe una solución y tú puedes ser parte de ella de una forma sencilla. El aceite comestible, con el tratamiento adecuado, puede convertirse en jabón, fertilizantes y hasta combustible para vehículos diesel.

La mayoría de las empresas que se dedican a esta actividad transforman el aceite en Biodiesel, lo que se convierte en una acción doblemente ecológica, ya que además de evitar la contaminación en el agua, se produce un biocombustible que no emite gases de efecto invernadero en su combustión, a diferencia de los más dañinos combustibles fósiles como el petróleo, gas y carbón.

Reutiliza el aceite y fabrica tu propio jabón.

 

INGREDIENTES

2 litros y medio de aceites usados
2 litros y medio de agua
Medio kilo de sosa cáustica


PREPARACIÓN

1.- Guardar el aceite usado hasta juntar dos litros y medio, no importa el tipo, puede ser soja, oliva, girasol u otras semillas, después de pasarlo por un colador para quitarle las impurezas y residuos.

2.- Llenar un refractario con dos litros y medio de agua. Para fabricar panes de jabón de colores se puede añadir al agua colorante vegetal.

3.- En un lugar ventilado, diluir en el agua medio kilo de soda cáustica y un puñado de sal. Se producirá una reacción química “exotérmica” (calor) que requiere algunas horas hasta que se enfrié . La sosa cáustica es un material que daña la piel si se pone en contacto directo con ella. Por eso es recomendable utilizar guantes y lentes protectores.

4.- Se vierte lentamente el aceite sobre la mezcla líquida llamada también “lejía cáustica”, revolviendo en forma permanente (siempre para el mismo lado, porque de lo contrario se puede “cortar” el jabón).

Se calienta la mezcla hasta alcanzar la temperatura de ebullición y se mantiene durante dos horas este tratamiento a los efectos de producir la “saponificación” de las grasas. Esta reacción química es la que combina el sodio de la lejía con los ácidos grasos provenientes de los aceites para dar forma a una “sal orgánica soluble” que la conocemos como jabón.

Si quiere hacer jabón con esencias añada hierbas aromáticas u otros tipos de aromas naturales después de que la mezcla bajo la temperatura a 40ºC.

5.- Cuando la mezcla se espesa, se echa en moldes y se deja endurecer durante varios días. También puede dejarse en el mismo refractario.

6.- También se puede dejar la mezcla en el mismo refractario. Se la deja reposar y antes de que se quede totalmente dura se corta en pastillas con un cuchillo. Para que resulte más cómodo despegar los moldes se los puede enharinar o cubrir con aceite.

Para facilitar la explicación les compartimos este video:

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=DgoZrWYDaPQ[/youtube]

Es hora de que todos actuemos para no seguir contaminando el agua que tanto necesitamos.

Informa a todos tus conocidos y se parte de este importante cambio…

Fuente: Clarity.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *